El “quatrifachito” de Reus

Como éramos pocos, parió la abuela. Resulta que la lucha encarnizada por la alcaldía en las municipales de Reus, ha provocado un nuevo enemigo público, el quatrifachito. Ya no son 3 los partidos ultras; en Reus, los han subido a cuatro.

¡Bueno es el nacionalismo catalán para conformarse con esa escuálida españolada del trifachito de Colón! En Reus, los supremacistas no se conforman con el trifachito de Pedro el Sánchez para asustar a socialistas y pensionistas. Y, ni cortos ni perezosos, ¡alejot!, han convertido al recién creado partido de izquierdas, dCIDE, en otro hombre del saco de la Plaza de Colón.

Resulta asombroso que un partido de centro izquierda no nacionalista, que se presenta por primera vez a unas elecciones, y cuyo discurso es diametralmente contrario a la xenofobia, a la exclusión, al dogmatismo, a la violencia, al racismo etc., por obra y gracia de estos genios de la ficción, lo conviertan en basura digna de echarla a la papelera con PP, Vox, y Cs.

La imagen no puede ser más explícita: Un catalán com cal lanza las cuatro siglas de Cs, Vox, PP y dCIDE a una papelera presidida por dos mensajes explícitos. Uno arriba: A REUS, NO VOTIS AL “QUATRIFACHITO”, y otro debajo: ATUREM L’EXTREMA DRETA I LA DRETA EXTREMA. ¡Que por derechas extremas no quede!, seguro que una vez hayan limpiado la ciudad de fachas, los restantes deben ser los demócratas. Parece mentira, que solución final tan simple, y no se nos hubiera ocurrido antes.

Sólo hay un detalle que se me escapa: ¿qué complejos cálculos matemáticos habrán hecho para que un partido que se declara y actúa como un proyecto de centro izquierda ilustrado, europeo, defensor del Estado de Derecho, contrario al dogmatismo, a la intolerancia, y es firme partidario de la igualdad, la libertad y los derechos sociales, acaben considerándolo facha?

A no ser que, además de todas esas fechorías, incluya la palabra España en su nombre, sea beligerante con el separatismo y tenga la manía de denunciar la complicidad de la izquierda oficial actual con el nacionalismo. dCIDE (Centro Izquierda de España) razona el rechazo.

Hay una pulsión de limpieza étnica en la atmósfera ideológico-religiosa del catalanismo actual que empieza a asustar de veras. Todo lo que no coincide con el imaginario nacionalista lo clasifican, lo estabulan y lo destinan a la papelera como si fueran despojos inmundos. ¿Qué mejor destino para ellos que la papelera? ¿Hay algo más fascista que esto?


ElCatalán.es ha iniciado una campaña de crowdfunding para editar un libro dedicado a analizar y denunciar el adoctrinamiento escolar en los centros educativos en Cataluña. Los interesados en ayudar económicamente para poder sacar adelante este proyecto pueden hacerlo en este enlace.

Los partidos secesionistas han decidido que las escuelas catalanas no han de ser centros de educación, sino de adoctrinamiento escolar, en el que crear futuros votantes de la República catalana que ansían crear. Para eso no dudan en intentar utilizar las aulas para sus fines.

Este libro hablará con profesores, padres de alumnos y miembros de entidades cívicas constitucionalistas para denunciar la manipulación de la Generalitat en el ámbito escolar.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Información básica sobre Protección de Datos

  • Responsable: SERGIO FIDALGO.
  • Fin del tratamiento: Mantener una relación comercial y el envío de comunicaciones sobre nuestros productos y servicios.
  • Legitimación: El consentimiento del usuario.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Contacto: elcatalandigital.es@gmail.com.
  • Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en Política de Privacidad.