El oportunismo secesionista

 

Militantes de la ANC han irrumpido en el aeropuerto de El Prat para cargar contra el Gobierno central aprovechando un conflicto laboral entre una empresa privada, Eulen, y sus trabajadores para hacer publicidad de la consulta ilegal. Las colas en los controles de seguridad han generado una buena dosis de oportunismo político por parte del Gobierno de Puigdemont y de sus aliados secesionistas.

Los activistas de la ANC no irrumpieron cuando Barcelona sufrió una huelga de metro durante varias semanas, o cada vez que el personal sanitario protesta por los recortes que ha aplicado la Generalitat. Algunos solo protestan en Cataluña cuando creen que pueden conseguir réditos políticos en su tarea de intentar romper España.


Puedes colaborar con elCatalán.es para que siga con su labor de defender la Cataluña real, la Cataluña que quiere formar parte de una España democrática, participando en la campaña de crowdfunding, aquí tienes los detalles. O comprando el libro ‘La Cataluña que queremos’. Aquí, más información.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo