Sostiene Jordi Cañas

Por desgracia, en democracia se puede tener enemigos y no sólo adversarios. Jordi Cañas, un capital decisivo de Ciutadans, podría no tardar en volver a la primera fila, en su papel de Humphrey Bogart en la política catalana. Sus enemigos y sus falsos amigos no solo lo detestan, sino que lo temen, saben de su capacidad de arrastre en la oratoria, conocen su valor y su carácter insobornable. Pero los ciudadanos de a pie celebraremos su retorno con complacencia, alivio y estímulo.

El twitter de Jordi Cañas nos permite hoy contar con su ‘voz’. En breves mensajes suelta verdades de a puño: “En una Cataluña libre, los demócratas no son amenazados en las calles impunemente”. Desde febrero, la cabecera de este portal dice: “Cuando las trituradoras no fueron suficientes los dirigentes del @Pdemocratacat decidieron usar urnas #Volem Triturar”. Jordi Cañas sostiene como lema la frase latina Etiam si omnes ego non, que procede del evangelio de san Mateo y se podría traducir así: “Aunque todos lo consientan, yo no”. Aurrera, Jordi!


Si quiere colaborar para que elCatalán.es sea un diario digital que defienda a la Cataluña real, aquí tiene la información de la campaña de crowdfunding.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo