Sostiene Gabriel Aresti

Leyendo al filólogo navarro Matías Múgica encuentro a Gabriel Aresti, quien pertenecía a una variedad del nacionalismo “humanista y que antepone el respeto al prójimo a las conveniencias patrias, variedad hoy no sé si extinta o en grave hibernación”. Escritor y poeta, Aresti era miembro de la Real Academia de la Lengua Vasca (Euskaltzaindia) y murió en 1975 con sólo 41 años de edad.

En 1967, mencionaba la paliza que unos mozalbetes jeltzales (miembros del EAJ-PNV) le dieron a un gallego, a quien le rompieron su gaita. Gabriel Aresti sostiene que “amo mucho al euskera, amo mucho a mi patria, pero aún más a la dignidad humana”. Decía que pondría escuelas gallegas para los hijos de los gallegos de Ermua, y que no obligaría a ir a escuelas de euskera a los niños erdaldunes de Barakaldo y Etxebarri. “Aunque para eso tenga que renegar de mi raza, de mi linaje, de mi lengua, de mi pueblo y de mi gente. Porque es mi deber amar más a un hombre que no habla euskera que a una bestia salvaje que lo habla”. Auténtica luz del cielo: Zeruko Argia, hermano.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo