Los peligros del independentismo en Casa de Madrid

El martes 8 de mayo tuvo lugar en Casa de Madrid una mesa redonda bajo el título de: La Cataluña actual: los peligros del independentismo.

La sala de actos se lleno para escuchar a los seis ponentes. David Odalric de Caixal, expuso el peligro que hay con el salafismo. Los políticos del procés piensan que los islamistas los ayudaran para conseguir la independencia.

Odalric afirmó que, o bien no comprenden nada o son unos inconscientes: “los salafistas nunca ayudaran a la independencia, pues están trabajando para implantar el islamismo en Cataluña, no el independentismo”.

Francisco Oya y Ana Losada expusieron sus problemas con la losa sectaria independentista. A Francisco Oya se le ha prohibido dar clases al ir contracorriente.

Como él mismo explicó: “quiero enseñarles a mis alumnos historia, la verdadera, no la que quieren imponer con los dossiers de Agustí Alcoberro”.

Por su parte Ana Losada comento su experiencia en el Parlamento Europeo: “el eurodiputado de ERC no esperaba que el Parlamento Europeo se tomara tan en serio este tema y se puso muy nervioso, pues le desmontaron sus mentiras”.

Javier Mulleras destacò los cambios que ha vivido en el Ayuntamiento de Barcelona. Explicó sus experiencias con la alcaldesa Colau y concluyó diciendo que “el peligro es que a la izquierda le hace gracia la independencia. Ese es el gran problema y es donde los constitucionalistas debemos hacernos fuertes para derrotarlos”. Barcelona es clave, afirmó, para el futuro político y económico de Cataluña.

Tanto Santiago Mondejar como Juan Arza debatieron sobre lo que hemos vivido en Cataluña desde septiembre de 2018. Ambos llegaron a la conclusión que la cosa se ha complicado por una dejadez generalizada, pero que el procés puede ser derrotado.

Para ello la sociedad civil debe expresar su indignación y no desfallecer. Se han roto muchos puentes y parece como si las cosas estén peor de lo que realmente están, afirmó Arza. Por su parte Mondejar argumentó que la justicia actuará, porque es a la que corresponde procesar los delitos, y que los otros dos poderes del estado -legislativo y ejecutivo- deben trabajar para volver a la normalidad.

Terminada la mesa redonda, en las preguntas, los asistentes expresaron su malestar por lo que están viviendo. Se pudo notar que los asistentes esperan de los políticos un cambio de actitud. Que se deje atrás el procés y que se empiece a clarificar el futuro de Cataluña dentro de España.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo