¿Debe dimitir Raül Romeva?

Raül Romeva. Foto: RTVE

El Tribunal Constitucional ha prohibido al Gobierno catalán que asuma su propia representación exterior mediante una consejería denominada, precisamente, de Asuntos Exteriores. Ante esta situación elCatalán.es ha sondeado a diversas personalidades políticas y sociales sobre qué debería hacer el consejero Raül Romeva ante esta actuación del TC que acorta y delimita sus funciones.

La eurodiputada Teresa Giménez Barbat, que forma parte del grupo ALDE, pide a la Generalitat que “acate” la sentencia y que “cumpla” con lo que dice la misma, y con “el Estatut y la Constitución” que dicta que “la política exterior es competencia exclusiva del Estado. Deberían dejar de despilfarrar dinero público y desmontar la consejería”.

Teresa Freixes, catedrática de Derecho Constitucional y presidenta de Concordia Cívica, recomienda a Romeva que “podría mirar” hacia el “país vecino, hacia Francia. Allí dimiten ministros no con sentencias que prácticamente inhabilitan para ejercer un cargo (es lo que sucede con la anulación de la denominación de la Consejería, puesto que, por el momento, ‘consellers’ “sin cartera” no existen) sino simplemente porque su partido está siendo investigado judicialmente”.

“También hacia su querida Dinamarca, donde estaría escondido en el más remoto rincón de Groenlandia, tras el ridículo que ha venido haciendo a lo largo de su gestión. O hacia los estupendos kosovares a los que tanto admira, para ir aprendiendo lo que significa intentar construir una independencia que prácticamente no sirve para nada”.

El presidente de Societat Civil Catalana, Mariano Gomà,  cree que a Raül Romeva “el peso de la Ley le ha caído encima despertándolo de un sueño que está viviendo aunque lo más grave es que su sueño es nuestra pesadilla.  Los delirios de grandeza y afanes de poder se acaban pagando caros. No sé si debería dimitir aunque no creo que sea lo importante puesto que lo dimitirá la propia historia. Y eso es todavía más triste”.

Uno de los hombres fuertes del PP catalán, Alberto Fernández Saltiveri, vicesecretario de Organización, pide “seny” al Gobierno de Puigdemont: “La respuesta del TC vetando la consejería de Exteriores demuestra que la Generalitat solo se dedica a vender humo independentista y engaña a los catalanes con fuegos artificiales”.

“También, que tanto el Gobierno de España como los tribunales van a ser implacables en frenar los delirios de la Generalitat. Y que tanto Romeva como Puigdemont tienen que escoger entre dos caminos, el del ‘seny’, y dejan de construir el castillo de naipes del ‘procés’ y empiezan a gobernar para todos los catalanes; o el de la ‘rauxa’, para fracturar a la sociedad catalana y llevarla al precipicio”.

Nicolás Cortés, ‘conseller’ nacional del PSC y experto en temas de cooperación internacional, es claro sobre lo que debería hacer Raül Romeva: “Naturalmente, dimitir. Es una desautorización legal a sus políticas. Hace tiempo que debería haberse coordinado con el Ministerio de Exteriores. Y son muy tristes sus visitas a Oriente Medio, sin preocuparse mucho por los campos de refugiados sirios y sí por los habituales y abortados ‘apoyos Internacionales’”.

Antonio Robles, portavoz de Centro Izquierda de España, le pide a Raül Romeva que “si fuera demócrata acataría la ley; si actuara de buena fe, rectificaría; si no dependiera económicamente del negocio nacional, dejaría su cargo y buscaría trabajo como cualquier ciudadano honrado abriendo mercados por el mundo. Pero como no es nada de eso y tiene la misión de internacionalizar las mentiras del derecho a decidir, seguirá cobrando ilegalmente de mis impuestos”.

“Ya que no hará nada de eso, es el Estado el que debe actuar sin dilación ni medias tintas por desobediencia, prevaricación, suplantación de cargo público y prácticas delictivas contra el Estado. Podrían empezar por imponerle una sanción económica seria e inhabilitación para cargo público de 10 años”.

Dimas Gragera, el portavoz de Ciudadanos en Santa Coloma de Gramenet, le hace una propuesta al todavía ‘conseller’ Romeva: “Me parece una consecuencia más de lo que está sucediendo en Cataluña; donde tenemos un gobierno que se dedica con todo su esfuerzo y todos nuestros recursos a un único tema, la promoción de su proceso independentista. Es totalmente inaceptable que se cree una consejería que tenga como objetivo único la promoción del proceso independentista. Este señor se ha hecho una tarjeta de ministro de Asuntos Exteriores y se lo ha creído, en una muestra más del ridículo y la sinrazón a la que somete este gobierno a los catalanes día tras día”.

“Si el señor Romeva quiere viajar, que lo haga en metro o autocar y se centre en conocer las realidades de ciudades y municipios de Cataluña, ciudades como la mía, Santa Coloma de Gramenet donde le podremos explicar que los catalanes tenemos otras necesidades, más modestas pero más reales, como la inversión en políticas sociales, sanidad y educación”.

Por último, Manuel Reyes, ex alcalde de Castelldefels por el PP, incide en el “varapalo de la justicia” que ha recibido el Gobierno catalán: “Tratan de usurpar competencias que no son de su responsabilidad mientras hacen dejación de funciones de las cosas realmente importantes y que son de su responsabilidad. Mientras Puigdemont, Junqueras y el ‘conseller’ Romeva se van de ‘excursión’ pagada con dinero público se olvidan de la sanidad, la educación o del bienestar social de los catalanes. Ante tal cúmulo de despropósitos y ridículos, haría mía y adaptaría la frase: ‘váyase Señor Romeva, váyase’”.


Si quiere colaborar para que elCatalán.es sea un diario digital que defienda a la Cataluña real, aquí tiene la información de la campaña de crowdfunding.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo