Los radicales secesionistas, contra la libertad de expresión

En los últimos meses se está produciendo una triste escalada a los ataques a la libertad de expresión en Cataluña por parte de radicales que campan a sus anchas, creyéndose impunes y señalando a todos aquellos que mantienen posturas críticas hacia el secesionismo.

Pintadas y amenazas a Albert Boadella en su domicilio, ataque a martillazos contra la fachada de la redacción del digital Crónica Global, insultos y acoso a diversos periodistas de medios nacionales cuando hacen conexiones en directo, ofensas en programas de la televisión de la Generalitat a tertulianos no secesionistas son solo algunos de los hechos de esta oleada de intolerancia practicada por elementos radicales del secesionismo.

Es necesario que las fuerzas de seguridad, sobre todo los Mossos d’Esquadra, redoblen los esfuerzos para garantizar la libertad de expresión ante los actos delictivos que se están produciendo en toda Cataluña.

Ninguna agresión es admisible, pero la cacería al periodista que se está instalando en algunos sectores del separatismo ha de ser cortada de raíz. Porque lo que buscan estos radicales es acabar con la libertad de expresión y de pensamiento en Cataluña.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo