El Grupo de Periodistas Pi i Margall

La actitud de los que periodistas que dominan los resortes profesionales en Cataluña reproduce el discurso de “España no es cosa nuestra. Cataluña ha de tener contacto directo con todo el mundo, sin intermediarios”. Y muchos profesionales callan para no crearse problemas, para no cerrarse puertas para el futuro. Es la ‘omertá’ en el ámbito de la comunicación, como se vive en tantos otros colectivos profesionales en esta zona de España.

Esta actitud implica inventarse un país imaginario, porque en el mundo real Cataluña es una comunidad autónoma de un país plenamente democrático como España. Y todos los colectivos profesionales de la piel de toro tienen problemas similares y han de unirse para intentar solventarlos. De igual a igual, siendo tan importante un periodista de Mérida como uno de Girona. Sin creerse nadie por encima de nadie yendo por libre y despreciando al resto de compatriotas.

Para eso nació el Grupo de Periodistas Pi i Margall, para fortalecer los lazos que los secesionistas que dominan la mayoría de instituciones catalanas, quieren romper. Somos periodistas y vivimos en España, así que bueno será que trabajamos conjuntamente con todos los compañeros para dignificar una profesión cada día más precaria y con más incertidumbres. El “nosotros solos” nos divide y nos hace más débiles, cuando los retos son inmensos. No entramos en la política del día a día, no queremos ser el portavoz de ninguna ideología, solo queremos constatar una realidad: queremos romper el tópico que asegura que nuestra profesión en Cataluña está totalmente volcada hacia las tesis separatistas.

Queremos que el periodismo sea solo periodismo, y que no sirva para generar división. Rompiendo tópicos dentro del mundo de la comunicación. También entre los catalanes y el resto de españoles.


Si quiere colaborar para que elCatalán.es sea un diario digital que defienda a la Cataluña real, aquí tiene la información de la campaña de crowdfunding.


ElCatalán.es ha iniciado una campaña de crowdfunding para editar un libro dedicado a analizar y denunciar el adoctrinamiento escolar en los centros educativos en Cataluña. Los interesados en ayudar económicamente para poder sacar adelante este proyecto pueden hacerlo en este enlace.

Los partidos secesionistas han decidido que las escuelas catalanas no han de ser centros de educación, sino de adoctrinamiento escolar, en el que crear futuros votantes de la República catalana que ansían crear. Para eso no dudan en intentar utilizar las aulas para sus fines.

Este libro hablará con profesores, padres de alumnos y miembros de entidades cívicas constitucionalistas para denunciar la manipulación de la Generalitat en el ámbito escolar.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo