“Ser catalán es un orgullo. Ser español es un honor”. Movilización constitucionalista en los plenos de Mataró y Malgrat

La revolución por la buena convivencia entre los catalanes y el resto de españoles sigue extendiéndose por toda Cataluña. En los plenos municipales de dos localidades de la comarca barcelonesa del Maresme hubo muestras de apoyo a la unidad de España y su deseo de mostrar su descontento con el proceso secesionista.

En el pleno de Mataró, localidad que es la capital de la comarca y que es gobernada por el PSC en minoría, buena parte de los ciudadanos asistentes al cónclave municipal levantaron unos carteles con el lema “Ser catalán es un orgullo. Ser español es un honor”. Dichos activistas son miembros de la asociación “Mataró es queda a Espanya”.

En el pleno de Malgrat de Mar, localidad gobernada por una coalición secesionista liderada por la lista local Junts per Mataró e integrada por CUP, PDeCAT y ERC un grupo de vecinos fueron al pleno con banderas de España. Ejemplo que fue seguido por la concejala del PP en el consistorio, Ana Vega, que también la puso en su escaño.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo