La Brigadas de Limpieza responden a las críticas del ministro Ábalos y le piden “que esté a la altura”

Las brigadas de limpieza de propaganda secesionista han enviado una carta abierta al ministro de Fomento, José Luis Ábalos, para responder a las críticas que este dirigente político pronunció sobre los ciudadanos que retiran lazos amarillos en las calles de Cataluña.

Carta abierta al Ministro de Fomento, José Luis Ábalos:

Estimado Sr.

Hemos oído recientemente unas declaraciones suyas en Onda Cero, que nos han parecido desafortunadas, y que revelan desconocimiento y falta de empatía con los ciudadanos catalanes que tenemos que soportar la imposición nacionalista día tras día.

Dice Ud. que poner lazos y otra propaganda secesionista en la vía pública o en los edificios institucionales no es delito. Afirmar esto nos parece grave, porque equivale a decir, en el caso de la vía pública, que las Ordenanzas Municipales que regulan la libertad de expresión en la calle son papel mojado, puesto que no es delito saltárselas. Colgar, pintar o pegar propaganda en el mobiliario público sin permiso suele estar tipificado como DELITO leve, antes llamado infracción, por los ayuntamientos de toda España.

Por otro lado tenemos el delito más grave, que cometen los responsables políticos y funcionarios locales, de alentar, ordenar o permitir esa propaganda, tanto en la vía y en los edificios públicos. Cuando los ayuntamientos dan la instrucción a los servicios de limpieza, de quitar cierta propaganda pero no otra, o cuando gastan dinero y prestan sus espacios para la propaganda de una parte, entonces están cometiendo prevaricación, y se saltan el principio constitucional de neutralidad, lo cual suponemos que también es delito, o debería serlo, porque si no, también la Constitución sería papel mojado. Tal estemos ejerciendo de gorrilla al tratar de explicar la ley al Sr. Ministro, pero es que los ciudadanos tenemos ya muy poca paciencia con la falsedad y con el atropello sistemático de nuestros derechos.

El Sr. Ministro reside en Madrid, y tal vez no se haga una idea de cómo vivimos los ciudadanos libres de nacionalismo aquí en Cataluña, desde hace ya demasiado tiempo. No se figura lo que es ver cada día tus calles y edificios públicos (escuelas incluidas) inundados de propaganda falsaria y objetivos insolidarios o golpistas, que ponen sus lazos y símbolos como banderas de conquista del territorio. Inundación que pretende hacerte creer falsamente que estás solo, que la mayoría no piensa como tú, que te llama a rendirte.

Tal vez no se imagina el sr. Ministro la sensación de indefensión que te queda cuando llamas a la policía local o a los mozos para avisar de que están colgando propaganda o haciendo pintadas en la carretera (delito contra la Seguridad Vial, por cierto), y casi nunca va nadie, no identifican, ni mucho menos sancionan, y eso cuando no se ríen en tu cara por teléfono (¿eso también es libertad de expresión, sr. Ministro?).

No se imagina la sensación de orfandad que se te queda cuando pones una queja en el ayuntamiento, la Generalitat, la DGT o una escuela, por los símbolos partidistas que hay en sus instalaciones o carreteras, y te responden que no lo van a quitar porque es libertad de expresión, o simplemente no los quitan. O cuando la propia policía filtra a las redes y medios independentistas los datos personales de los que han identificado sacando propaganda ilegalmente puesta en el espacio público.

Libertad de expresión siempre en un único sentido, el de los políticos que dominan la sociedad catalana hasta sus últimos resortes.

Por eso Sr. Abalos, cuando dice que no debemos arrancar lazos y demás propaganda falsaria porque es tomarse “la justicia por la propia mano” y otorgarse funciones que no corresponden a los ciudadanos, como los gorrillas o las patrullas vecinales. Cuando dice que “la ciudadania no debe suplantar los deberes de la Administración”, que debemos limitarnos a quejarnos a las instituciones públicas, le tenemos que decir:

1. Que los ciudadanos ya nos hemos quejado en infinidad de ocasiones a las distintas Administraciones del Estado (Ayuntamientos, Generalitat, juzgados, Defensores del Pueblo etc.) por el incumplimiento de las normativas municipales y la falta de neutralidad de las instituciones. Seguimos y seguiremos haciéndolo, pero que la nula respuesta por parte de las instituciones ejecutivas de nuestro país nos motiva y legitima en nuestra libre decisión de limpiar la propaganda ilegalmente puesta en el espacio público. Si la Administración actuara según su deber, tenga por seguro que los ciudadanos nos dedicariamos a cosas más gratas.

2. Que la acción de quitar esta propaganda del espacio público es una acción política de libertad de expresión, que ejercemos los ciudadanos libres de nacionalismo, y que la preferimos a poner propaganda de nuestra parte porque: así no ahogamos el espacio público en más propaganda, así reivindicamos que el espacio común debe ser un espacio neutral para la convivencia, y porque, de todos modos, cuando alguien pone propaganda unionista o constitucionalista, hemos podido comprobar como las Instituciones Públicas parciales sí que se dan prisa en quitarla. Por todo ello no queremos emular la estrategia de los independentistas: sabemos que no es una vía de expresión legítima ni practicable para el Constitucionalismo, y hemos elegido nuestra propia forma de expresión

3. Que Ud., Sr. Ministro, no es quién para decirnos cómo debemos enfocar los ciudadanos nuestra acción política. Por favor, no haga de gorrilla ejerciendo actividades que no le corresponden: los ciudadanos de a pie somos mayorcitos y libres de elegir nuestra forma de acción política, siempre que esté dentro de la ley. Y sacar propaganda separatista de la vía pública es una de las acciones políticas legítimas que hemos elegido para contribuir a liberar la sociedad del yugo nacionalcatalanista.

4. Que saludamos la tardía, pero valiente incorporación del partido Cs a esta acción política, que ha sido llevada a cabo por muchos ciudadanos de a pie en toda Cataluña durante más de un año. Esta acción nació de la ciudadania, que pone sus medios y su tiempo personal (otra diferencia notable con los gorrillas, que sí cobran por su labor). Este sí que es un movimiento de abajo hacia arriba, no apoyado por las instituciones, ni siquiera por el gobierno del que Ud. forma parte.

5. Insistimos en que nuestra movilización es pacífica, por lo tanto, que Ud. Sr. Ministro nos compare con “patrullas vecinales” nos parece injusto y manipulador, máxime cuando los CDR y el mismo Torra nos insultan y han propuesto que se nos persiga por las calles para impedir nuestra labor, cuando “patrullas vecinales” a menudo nos acosan, insultan e incluso agreden. Sufrimos más indefensión, si cabe, cuando ni siquiera nuestro Gobierno central protege a los ciudadanos catalanes que defendemos pacíficamente la unidad y la democracia españolas, cuando nos denigra y trata de igualarnos con los que quieren imponer el pensamiento único en Cataluña.

En definitiva, Sr. Ábalos, Ud. dice que quitar los plásticos y carteles de república catalana de nuestras calles y carreteras es un “gesto de provocación”, pero en realidad solo es una respuesta pacífica y cívica -la única que nos está dando algún resultado en la recuperación de la neutralidad de la calle- a la provocación de los CDR e instituciones catalanas en manos de nacionalistas golpistas. Dice el título primero (sección 2) de nuestra Constitución que “Los españoles tienen el derecho y el deber de defender a España”.

Eso estamos haciendo muchos miles de ciudadanos de a pie, en Cataluña y en el resto de España, en solitario o en grupo. ¿Estará Ud. a la altura, Sr. Ministro, de los ciudadanos de este país?

Atentamente, los ciudadanos de las brigadas de limpieza, libremente integrados en CBL (Cuerpo de Brigadas de Limpieza)


Puede comprar el último libro de Sergio Fidalgo ‘Usted puede salvar España’ en este enlace de Amazon. ‘El hijo de la africana’ de Pau Guix en este enlace de Amazon.

no recibe subvenciones de la Generalitat de Catalunya ni de otros organismos públicos.
Si quieres leer nuestras noticias necesitamos tu apoyo.

DONA

Recibe las noticias de elCatalán.es en tu correo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Información básica sobre Protección de Datos

  • Responsable: SERGIO FIDALGO.
  • Fin del tratamiento: Mantener una relación comercial y el envío de comunicaciones sobre nuestros productos y servicios.
  • Legitimación: El consentimiento del usuario.
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por una obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Contacto: elcatalandigital.es@gmail.com.
  • Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en Política de Privacidad.